Home Living

Descubre los beneficios de un baño caliente

By Ariston

Todos sabemos lo agradable que puede ser disfrutar de un relajante baño caliente. Pero no todos saben que este pequeño lujo personal puede, también, ser precioso para nuestra salud.

Junto con Ariston, el especialista en agua caliente por excelencia, ¡descubramos algunos consejos sobre cómo aprovechar nuestro próximo baño!

1. Ayuda a mejorar la circulación sanguínea

Sumergirnos en agua caliente es una excelente opción para nuestros vasos sanguíneos. El agua ejerce presión sobre el cuerpo y hace que el corazón lata más rápido, como si estuviéramos haciendo un ligero ejercicio físico. Así que ¿por qué no darnos un baño extra de vez en cuando? Nuestros corazones seguramente nos lo agradecerán. Y si te preocupa aumentar demasiado el consumo, tenemos la solución. Con la bomba de calor para agua caliente sanitaria NUOS EVO A + de Ariston puedes ahorrar hasta un 70% en las facturas de energía en comparación con otras soluciones tradicionales.

2. Cura el dolor de cabeza

Un estudio publicado en el New England Journal of Medicine en 2008 mostró que varias personas que padecían diabetes tipo 2 lograron reducir sus niveles de glucosa tomando baños regulares de hidromasaje. El estudio también demostró que un baño caliente diario de 20 a 30 minutos durante seis días puede permitirnos perder hasta 2 kg en un mes.

3. Baja la presión sanguínea

Según un estudio realizado en 2008 por el National Aquatics and Sports Medicine Institute de la Universidad Estatal de Washington, tomar un baño caliente puede ayudar a reducir la presión arterial. Pero si tenemos problemas cardíacos, lo mejor es consultar a nuestro médico antes de tomar baños de agua caliente, para evitar un aumento excesivo del ritmo cardíaco. También es útil recordar que los termos eléctricos más innovadores, como el Lydos Hybrid de Ariston, facilitan la regulación de la temperatura del agua caliente.

4. Nos ayuda a dormir mejor

Cuando nos sumergimos en agua caliente, el aumento repentino de la temperatura corporal ayuda a relajar los músculos, lo que supone un beneficio considerable no solo física sino también mentalmente. Es ideal, después de un día largo y agotador, para conciliar el sueño sin esfuerzo. Tan solo un consejo: limita el baño caliente a 20 minutos (¡y vigila con no quedarte dormido en el baño!).

5. Alivia la tos y los síntomas de la gripe

El vapor de un baño caliente puede ayudar a disolver la flema que se acumula en la garganta y así aliviar los ataques de tos.
Tomar un baño caliente de 10 a 15 minutos también puede ayudarnos a recuperar energía y combatir los síntomas de la gripe más rápidamente.

Lo único que puedes hacer ahora es tomar un buen baño caliente: haz clic aquí para elegir el termo eléctrico o calentador que mejor se adapta a ti.

Todos tenemos algunos pequeños rituales que hacen que nuestro baño caliente sea especial: Déjanos un comentario y explícanos cuál es el tuyo.